Imprimir esta página

Costa del Sol

La Policía Nacional desarticula un entramado criminal al que se atribuye la sustracción de tres embarcaciones del Puerto de Fuengirola para su destino al narcotráfico

Una de las embarcaciones ha sido recuperada en la localidad malagueña de Casares por la Guardia Civil y devuelta, sin motor, a su legítimo propietario.

Detenidas siete personas por su presunta responsabilidad en el robo de barcos, así como en la apropiación indebida de vehículos de alquiler y estafas relacionadas con el impago de combustible en gasolineras. Una de las embarcaciones sustraídas ha sido recuperada en la localidad malagueña de Casares y devuelta a su propietario.

Agentes de la Policía Nacional han desarticulado una trama criminal a la que se atribuye el robo -para su destino al narcotráfico- de tres embarcaciones en el Puerto Deportivo de Fuengirola (Málaga). Fruto de las diligencias policiales practicadas, los investigadores han arrestado a siete miembros de la red por su presunta participación en la sustracción de navíos, así como en la apropiación indebida de vehículos de alquiler y varias estafas relacionadas con el impago de combustible en gasolineras.

La operación ‘Kraken’ -como ha sido llamada por agentes adscritos al Grupo de Robos de la Comisaría de Fuengirola encargados de la investigación- se inició el pasado mes de agosto con la sustracción de tres embarcaciones de particulares, en el Puerto Deportivo de la localidad malagueña.

Según las indagaciones, integrantes de la trama accedieron al pantalán del puerto fuengiroleño el pasado verano y, una vez dentro de las instalaciones, un mecánico de la organización, experto en el arranque de embarcaciones, logró poner en marcha un barco rígido, consumándose así la sustracción.

La misma operativa siguió la red con otras dos embarcaciones -otra rígida y una semirrígida- sustraídas en el puerto. El destino de estos vehículos sería su utilización en actividades ilícitas relacionadas con el narcotráfico.

Una de las embarcaciones ha sido recuperada en la localidad malagueña de Casares por la Guardia Civil y devuelta, sin motor, a su legítimo propietario.

Distribución de roles dentro del organigrama de la red criminal 

La organización desmantelada tenía un claro reparto de funciones entre sus miembros, distinguiéndose entre ellos desde pilotos de embarcaciones hasta mecánicos especializados en sistemas de arranque, pasando por conductores de vehículos y otros cargos dentro del organigrama.

A esta misma organización se atribuye la apropiación de dos vehículos de alquiler, que de momento no han sido localizados, y también tres delitos leves de estafa relacionados con el impago de combustible en gasolineras de la costa malagueña.

Así, tras arduas averiguaciones, los agentes identificaron y localizaron a siete miembros de esta red criminal, que han sido detenidos y puestos a disposición de la autoridad judicial.

De los hechos conoce el Juzgado de Instrucción número 2 de Fuengirola.